Home » Blog » Sector seguros » ¿Qué cubre el seguro del hogar?

¿Qué cubre el seguro del hogar?

Qué cubre el seguro del hogar

Llevo trabajando en el sector del seguro como abogado más de cinco años y no hay un seguro tan desconocido como el seguro del hogar. Desconocido no por su falta de popularidad, ya que los bancos te endosan uno junto a un juego de sartenes. Desconocido en cuanto a su contenido, careciendo el asegurado en la práctica de conocimiento acerca de qué cubre el seguro del hogar. Pues bien, vivir en la ignorancia se va a acabar. He dicho.

El seguro del hogar. ¿Qué cubre?

El seguro del hogar se ha convertido con el paso de los años en un cajón de sastre que lo mismo presta cobertura por el incendio de tu cocina que por el accidente que ha causado tu hijo jugando con la pelota. De un mero seguro de incendios a un verdadero seguro multirriesgos para el hogar. Una navaja multiusos de las que tiene cuchara.

Seguro del hogar: qué cubre

Pero la historia ya me la conozco. El gato te tira la TV, pero el seguro solo cubre las alteraciones eléctricas. La DANA te inunda el garaje y no es cosa del seguro. Lo siento, no puedes reclamar humedades al seguro del hogar porque son por condensación. Ups.. te aplico el infraseguro en la indemnización.

Todos estos rehuses del seguro son difíciles de aceptar, pero os puedo prometer que en la mayoría de casos tienen fundamentación jurídica. Y como tendría que hacer una entrada diaria durante un año para abarcar toda la casuística del seguro del hogar, voy a enseñarte las claves de cada cobertura típica.

Cobertura por daños en el seguro del hogar

Es la cobertura más preciada por todos nosotros. Que nos reparen, nos repongan o nos indemnicen por aquellos perjuicios materiales que hemos sufrido en nuestra vivienda. Es la primera cobertura que tenemos en mente ante un siniestro: se me ha roto el frigorífico, otra vez el fregadero atascado, me he cargado el cristal de la puerta… Y como son tan variopintos los siniestros, vamos a desglosar grosso modo los más populares.

El incendio

El origen de todos los seguros del hogar. La cobertura más preciada por las entidades financieras cuando firmas una hipoteca y, ciertamente, la que nos da más tranquilidad. No voy a entrar en la definición de incendio, porque de eso ya se ha encargado el legislador:

seguro del hogar cubre incendio

Se considera incendio la combustión y el abrasamiento con llama, capaz de propagarse, de un objeto u objetos que no estaban destinados a ser quemados en el lugar y momento en que se produce.

Artículo 45 LCS

Y, ¿qué debes tener en cuenta sobre esta cobertura? Lo más importante de la cobertura de incendios no es solo la forma de indemnizar el daño causado por el incendio. Debes tener en cuenta qué bienes son objeto de cobertura (si solo los causados por la combustión, o por el humo, o por el calor directa o indirectamente), si también te cubre los gastos de extinción del incendio, alojamiento y dietas durante la reconstrucción, los bienes con valores especiales, etc.

Daños por agua. El pan nuestro de cada día

Especialmente en el régimen de propiedad horizontal, aunque también en menor medida en el resto de inmuebles, la cobertura de daños por agua en el seguro del hogar es posiblemente la más preciada. Y empecé a valorarla cuando prácticamente el 50% de mis expedientes judiciales eran como consecuencia de estos daños. Si quieres conocer la principal causa de rehúse por esta cobertura te invito a leer mi post sobre cómo reclamar humedades al seguro del hogar, ¡especialmente lo referido a las filtraciones! Rotura de tuberías, desagües, atascos, etc.

Cobertura por daños eléctricos

Aunque para este epígrafe me va a merecer la pena redactar una entrada completa, los daños eléctricos que cubre el seguro del hogar son de lo más habituales. Si los definiera cual pedante quedaría algo así: Son los daños derivados de la acción directa de la energía como consecuencia de cortocircuitos, arcos voltaicos, perturbaciones eléctricas, flujos anormales de energía, etc.

El seguro del hogar cubre problemas con la electricidad

Hablando de un seguro del hogar, en el que el tomador y asegurado coinciden normalmente con la categoría de consumidor, tendremos la suerte de ser beneficiarios del deber del causante de acreditar que los daños no se deben a ellos. Lo que supone, en la práctica, que en la mayoría de los casos cobremos la indemnización que pudiera correspondernos. Más, o menos, pero cobrarla.

Otros daños en el hogar como roturas

Y bueno, ya un poco cajón de sastre, se viene a recoger en las pólizas diversos daños que cubren los seguros del hogar. El gato me ha tirado la tele, el niño ha roto la puerta de cristal con la pelota, me he sentado en el lavabo y me lo he cargado, etc. Son coberturas tan variopintas que me resultará imposible explicártelas todas pero si tienes alguna duda sobre alguna en concreto, no dudes en contactar conmigo.

Incluso si queréis conocer de los puntos más preciados en estos seguros te invito a visitar el enlace del blog de Mapfre donde aprenderás sobre algunas de las coberturas mejor valoradas por el público. Como os decía, es imposible de explicarlos todos en un artículo.

Daños estéticos

Ojalá haya compañeros de tramitación de siniestros que lean este epígrafe y difundan la palabra. Vamos a ver. La cobertura de daños estéticos es aquella cobertura que pretende indemnizar a nuestro propio asegurado por el perjuicio visual que ha ocasionado el siniestro. Te dejas el grifo abierto, se inunda la casa, pero solo te pintan las zonas afectadas por el agua y te dejan las paredes como las cuevas de Atapuerca. Si tienes esta cobertura contratada, tu seguro te reparará. Si no la tienes contratada, ya veremos lo que hacemos pero por lo pronto podrás cobrar la entrada para tu yacimiento.

El seguro del hogar cubre los daños estéticos

Sin embargo, y aquí es compañeros y amigos tramitadores aunque adversarios en ocasiones, necesito que dejéis de decirme cuando os reclamo que no indemnizáis daños estéticos. Entiendo que son directrices o protocolos que seguís, pero no me hagáis judicializar un asunto por esto. La cobertura de daños estéticos es una cobertura para vuestros propios daños, aplicable a vuestro asegurado. Si yo os reclamo por un tercero perjudicado, que ni pincha ni corta en vuestra relación contractual, debéis indemnizar dicho concepto.

El robo o el hurto. Verdadero seguro multirriesgo

Es verdad. Yo no miento. Que tu seguro del hogar te cubra el robo o el hurto fuera del hogar, eso si que es abarcar riesgos de diferente envergadura. Normal que les llamen seguros multirriesgo a los seguros del hogar. A todos nos han explicado la diferencia entre robo y hurto. Pero hay dos cosas que quiero contemplar en este epígrafe:

  • El robo significa la sustracción de bienes mediante el empleo de la fuerza en las cosas o la intimidación y violencia en las personas. Romperte la puerta haciendo palanca o incluso utilizando ganzúas se trata de robos. Y que te saquen una navaja por la calle, también es un robo.
  • El sustracción puede ser dentro de la vivienda porque entra un caco, o puede cubrir también fuera de la vivienda como por ejemplo, ser víctima de un atraco en la vía pública.

Por ello, es importante que conozcáis qué cubre el seguro del hogar: si robo o hurto, uno, otro o ambos. Si dentro o fuera de casa, o en ambos casos.

Seguro del hogar por robo

Son coberturas que no suelen dar problemas en general. Tu vivienda está asegurada, tiene un valor declarado en la póliza y conforme al mismo indemnizan. Quizá donde si puedas tener problemas es en el robo de joyas y obras de arte en el hogar, ya que estas deben de ser declaradas inicialmente.

Cobertura de defensa jurídica

Puede ocurrir que de todos los posibles siniestros que tengas en el hogar, no te presten la cobertura que esperabas o simplemente, no tengas cobertura para ello. O, lo que viene a ser más habitual: que no seas el responsable de los daños que sufres en tu hogar o en tu persona.

Para estos supuestos es posible que tu seguro del hogar cubra los honorarios de un abogado y un procurador, así como de otros intervinientes para que arreglen el asunto. Abogados reclamadores por responsabilidad civil como yo y mis compañeros de Báguena Abogados, o abogados especialistas en despidos como mis amigos de Freno al Despido pueden quedar cubiertos por estas coberturas.

La responsabilidad civil que cubre el seguro del hogar

En mi mente aún divagará entre los mares de materia gris que componen mi memoria, el primer supuesto de responsabilidad civil que cubría un seguro del hogar al que me enfrentaba. El niño al que se le escapa el balón a la carretera y el motorista por esquivarlo, colisiona y sufre lesiones.

Mi cabeza explotó. Claro, apenas salí de la carrera donde apenas te informan sobre qué es un seguro y te encuentras con que te cubren tal desafortunado siniestro. ¡Y qué no cubrirá! Pero bueno, para eso estamos los abogados especialistas en seguros y responsabilidad civil. Reclamar, reclamar y reclamar y lo más importante: ¡saber qué reclamas!

1 comentario en «¿Qué cubre el seguro del hogar?»

  1. Desde luego un seguro de hogar es un galimatías de difícil solución. La letra pequeña y sus mil interpretaciones inducen a pensar lo difícil que resulta percibir una indemnización satisfactoria ante un suceso del hogar, como por ejemplo, lo de los vicios ocultos de la obra que se desconocen al adquirirla. También lo del gato que tira al suelo un televisor, como dices con conocimiento de causa, una tuberia de desague de la vivienda de al lado cuya existencia desconocías, etc. Así, que o se describe al detalle todo el contenido de la vivienda o quedas expuesto a desagradables sorpresas que no entran dentro de esas coberturas cuya casuística quedan al albur del contratista y no del tomador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *